lunes, diciembre 01, 2008

Bizitzari lotzen zion zilbor heztea...

Hoy ha muerto Mikel Laboa.
Y mi alma llora de frio.
Hoy ha muerto la nieve que cae,
y en su sutil mortaja blanca
ha atrapado una dulce voz de pájaro:
la que desde muy niño me arropaba
en los vascos días de invierno.

Eskerrik asko Mikel.
Agur eta ohore.

Hoy lloro por mi,
porque también muere
lo eternamente bello.


video

update: en "escritas desde abril" encontrareis una
buena selección de sus canciones acompañadas
de traducción.

Eta euskaldunak zaretenontzat gaurko Berrian
gehigarri berezi bat dago bere omenez

viernes, noviembre 21, 2008

Descartes


"Oigo la radio, luego
debo ser gilipollas
por que aún
no he comprado nada
en Mediamarkt"

Dedicado a las buenas gentes de Consume hasta morir

viernes, noviembre 07, 2008

Peninsula Ibérica - Londontaun ¿Trip or trick?

LKJ. Poetry and bedbugs


- (trad. ) Hey Poldark! Tengo muchas ganas de verte. He organizado una quedada en el pub de Brixton ....aunque ya no se si tendrás tanto interés en ir (sonrisa con paraguas de gentleman). ¿Quieres que invite a alguien más? Creo que Shiobhan, Annie y Antton andan por Londres...

- Fuck you Andy! Fuck you.

No he aparecido. Frente Brady's Pub me paro a pisar recuerdos. Una baldosa rota cubre la tumba a la jodida memoria. Salto y salto. Que no descanse. Ni en su paz. Que se retuerza en el valle urbano de los caídos. Sola entre amantes del pasado.

Unos pocos metros mas allá esta Linton.
Linton Kwesi. Linea aparte.

- Hey bro, cuando llegaste a Londotaunn?
- Hi L. Vengo a escucharte. A oirte cantar.

Linton Kwesi pone pose Dub y me invita a pasar.
Dentro hay cinco o seis personas dispuestas,
a rapear.
Linton pregunta qué, pregunta cual.
Digo sonriendo:
y qué fue del orden mundial tan suyo?
el orden natural.
Ya no hay palabras que lo cuenten, hermano
así que lo tendremos que volver a inventar:
A New Word Hawdah

video

jueves, octubre 23, 2008

Querer con huevos

- Es duro querer. No se, estoy confundida. Tantos años viéndolo levantarse y desayunar. Comer, cenar juntos... Joder!, no se que hacer. Y ahora.....¿ahora qué?....Claro que le quiero, pero ya no se si le quiero como le quería. Ahora es quererle pero diferente. Y menos también.
- Osea, que le quieres pero menos....
- No se, chica... menos... he dicho menos pero tampoco puedo medirlo... igual es que necesito verle un poco menos...no todo el rato
- Que quieres más tiempo para ti...
- No...no es eso...si ya tengo tiempo....es que quererle es duro...
- Que no quieres tener que quererle...
- Si, eso, que quiero quererle sin que por no quererle sienta que le quiero menos...
- Ya.... es muy difícil querer y el amor...

Iker ha pegado el último de sus cromos de Ben 10.

- Ama...¿Y por qué dices que es difícil querer y no se qué del amor...y eso?
- Iker hijo... esto es una cosa nuestra. Mía y de Josune...
- ¿Qué es tuyo y de Josune?....lo de querer, el amor y eso?.... Yo también se qué es querer y el amor y eso.
- ¿A si?
- Si. Es un huevo frito....
Yo siempre quiero untar un huevo frito. También me gustan las croquetas, vale, y no me acuerdo del huevo si las como. Pero aunque no me dejes comerlo todas las noches yo siempre quiero un huevo frito. Lo quiero, lo amo..., y eso.

lunes, junio 16, 2008

plough and roll querido Watson

- ¿Cómo se te ha ocurrido venir a la boda en bici y vaqueros? Hijo, la verdad, después de todos estos años ya no se si me das pena o envidia...

Le he dado un beso. Está muy guapa. Por el vestido raso con gusto. Y porque ya no tuerce el gesto cuando le digo que esa mañana de iglesia soy un poquito más ateo.

-Si estuviera tu padre.... dice sin cara de mujer incompleta.
-Se estaría descojonado de toda vuestra inversión social en catecismos y comida para el tío fraile. Y también de esa señora de ahí vestida de sugus con lazo.
-Ya....por eso le echo de menos.... anda, acércame uno de esos cócteles de champán

Vuelvo y me la encuentro hablando con "esa señora de ahí", una mujer pequeña de grandes curvas. Labios carmín pasión y pestañas embreadas en cara sobre fondo blanco. Vestido boutique "Mecaguen laelegancia". Gasa dos cuerpos con blusa verde melón y falda rosacea. Remantando, un enorme lazo rojo a la cintura.

- ¿No la conoces verdad?. Es tu tía. La hermanastra mayor de la abuela.

Sonrío y me acerco para un beso. Me besa la mejilla, despacio, mientras me abraza y no me dan ganas de soltarla. Así que nos acomodamos. En ella se está bien....

........y escucho a Tame en Johannesburg, hablando hace ya años. Contándome sentado cómo, en su pueblo, es costumbre que antes de la boda, la hermana mayor de la futura esposa pase la noche con el novio. Que le enseñe cómo tratar a su hermana, cómo sembrar su espacio con tanto placer y gusto que después haya alguna oportunidad de que germine el amor.

Y al separarme de sus brazos no dejo de pensar en mi abuelo, y de escuchar a mi madre decirme que, para ser ateo, llevo hoy un careto que parece que acabara de ver a Dios.

miércoles, abril 16, 2008

Elemental querido Watson

-¿Puedes llevarle tú las llaves? -me dice Jan. No me siento muy bien. No se, voy a tumbarme un rato a ver...
- ¿Y cómo es el tío ese? No le he visto nunca.
- Bah! Hemos quedado en el banco frente a la puerta del local. Es un tío gordo, medio calvo y pantalones sucios. No tiene pérdida.

Son las ocho y cuarto pero todavía hay luz. "No-tiene-pérdida" espera en el banco. Un gran hombre con perilla espontanea y luz de tarde. Espera sentado bien. Sentado tan bien que la sonrisa se ha puesto cómoda y el medio pelo se ha repartido con gusto por el espacio. Sin apelujarse aquí o allá. Pantalones azul mahón y camiseta de manga casi corta que, más que estar, son sucios. Esa suciedad alegre tan bien sentada.

- Aupa! Vengo por lo de las llaves. Las encontró Jan tiradas en la puerta de nuestro local.
- Ahh!, tú también estás con esa banda.... os suelo escuchar mientras trabajo.
- Ya.... mira, te paso las llaves....
- Menos mal que las habéis encontrado. Los pitos deben andar locos sin que los visite.
- ¿Los pitos?
- Jajaja! Si, les digo pitos a los pájaros. En plan cariñoso, ya sabes. No se que harían sin mi. Y no se que sería de mi sin ellos.

Me ha visto la cara. Y el casi imperceptible pasito atrás. Es mi código para los "no se si me atrevo a preguntar más aunque me encantaría saber de que me hablas".

- Es que soy colombófilo. Bueno, quiero decir que empecé por ahí....-dice sonriendo como un niño con perilla. Y no tiene que ver nada con el detective ese de la tele -se carcajea contorsionista. Imagíname a mi pasando desapercibido con gabardina de cuellos subidos y un ojo casiguiñado.
- Luego dejé las palomas y ahora soy más canaricultor. Crío canarios. Canarios de concurso. Hace poco saqué medalla de oro española en la categoría "Color Topacios Amarillo"-
mientras se levanta orgulloso y me empuja gentilmente hasta la puerta de su local.

Dentro hay cientos de canarios de todas las clases y colores en jaulas y voladeros. Repasa detalladamente cada nombre, cada clase, explica cada matiz de color en los listados de la alas de este o aquél. Me dice que pasa muchas horas cada día limpiando jaulas, cruzando razas, tratando de que canarias nodrizas empollen huevos de otros.

Sonríe extrañado cuando le digo que me gusta mucho ir al monte a ver pájaros pero que me dan pena los pájaros enjaulados. - Vamos, que eres un poco friki ¿no?, apunta divertido. Se cachondea cuando le cuento que fue una tarde, en el monte, viendo pájaros y colores, cuando me detectaron un leve daltonismo para ciertas gamas. Pasamos así la tarde. Conversando entre "rubinos mosaicos", "inos blancos", y "opales blancos y amarillos", aunque a algunos yo no los vea.

Y no duda cuando le pregunto por qué pasa tantas horas cuidando canarios enjaulados:

- Pues porque estoy enganchado a la belleza


miércoles, marzo 26, 2008

Esta isla y amo.

Hoy he amanecido isla caribeña.
Es un día intermedio,
ni lejos ni cerca del aniversario
de aquella mi revolución.
Y no se de qué vestirme.

Hace tanto frío en las calles
que se me endurecieron los bloqueos.
Y entre los restos de horizontes y mareas bravas,
flotan carteles con fotos de héroes
y lágrimas que me brotan de cada exilio.

Y aunque hoy no pueda hablar de continentes,
ójala que las olas traigan gritos de
"Tierra a la vista" ó "Quédate esta noche"

martes, marzo 11, 2008

Jornada de reflexión-es

1. Ahora que me ha quedado claro para qué sirve el voto útil,
sólo me falta saber para qué sirven los inútiles con voto.

2. A veces parece que la esperanza no quiera ser vasca,
aunque insista en que se apellida aguirre.

martes, febrero 19, 2008

Con nocturnidad y alevosía

Haseeb Ahmed llegó después de que anocheciera. Venía vestido de occidental. Vaqueros, camiseta, gorra adidas, repeinado con raya y fuerte olor a colonia. Me extrañó su forma de "pasar desapercibido".

Yo le esperaba enfundado en el Shalwar Kameez blanco (conjunto de pantalón muy ancho y camisa larga hasta las rodillas) que me había regalado su padre el día anterior. Tomaba té aromático en un café cercano a mi hostal. Le extrañó mi forma de "pasar desapercibido".

Subimos al coche de Haseeb y comenzamos una loca carrera de obstáculos entre burros, personas, bicicletas y mototaxis. A golpe de claxon, gritos y volantazos nos aproximamos a la zona noble de Islamabad. -Las embajadas -comentó Haseeb como con orgullo de pertenencia. -Aquí trabaja un hermano mío-.

Nos adentramos en un laberinto de callejuelas oscuras hasta llegar al portón de un garaje. Haseeb hizo sonar el claxon varias veces. Tocar el claxon es una gran forma de pasar desapercibido. El portón se abrió titubeante y nos adentramos en la trasera de un edificio elegante. Aparcamos el coche a unos pocos centímetros de la única puerta iluminada con una bombilla cansada. Esperamos en silencio.

Alguien abrió la puerta de la casa. Introdujo una linterna por la ventanilla sin cristal del copiloto y nos cegó en silencio. Era una mano como de hombre de mediana edad y barba que sonreía. Alumbró nuestros ropajes. Se detuvo en mi cara. Hizo lo mismo con Haseeb. - Un pashtun vestido de americano y un americano vestido de pashtun. Curiosa forma de "pasar desapercibido"- pensó.

Sin mediar palabra se giró hacia el interior de la casa y comenzó a introducir latas de Heineken y Budweiser por la ventanilla del coche. Mientras Haseeb las metía ordenadas en dos maletínes con pinta de congreso de ONGs, yo....yo estaba en medio.

Pagó y arrancó con prisa. Salimos marcha atrás y quemando rueda. El olor a neumático abrasado se mezcló sutilmente con el perfumede Haseeb. Él volanteaba, sonreía complacido y hacía sonar el claxon "como pasando desapercibido". Llegamos a mi hostal. Haseeb entró primero. Yo cogí los maletines de ONG y puse cara de extranjero integrado al pasar por la recepción. El señor del hostal miraba la televisión. Un programa sobre mártires héroes pakistaníes caídos en acción bélica contra la India. Una sucesión de fotos con música militar interrupidas regularmente por imágenes de cazas de guerra en vuelo rasante. Ni me miró mientras "pasaba desapercibido".

Al entrar en la habitación Haseeb celebró con gran efusividad nuestra incursión en la noche de Islamabad. Me abrazó y abrió cervezas. Se quitó la camisa y abrió cervezas. Me miró con gusto y abrió cervezas. Abrió tantas cervezas que luego quiso acostarse a mi lado.... Y yo, mientras intentaba "pasar desapercibido", le volví a explicar que llevaba dos días con gastroenteritis....y que él estaba muy guapo. Pero que tampoco así, todo desnudo y borracho, era mi tipo.


miércoles, enero 30, 2008

Las nueve y el mío

Apoya primero la mano
y empuja después su cuerpo
tras un segundo ingrávido.
Así presente, casi suspendido,
se sienta a mi lado.

Murmura -días-
respondo -hola-

Callamos mirando al suelo
y pasa, azul, el primer urbano: Circunvalación 1

El hombre sin prisa a mi lado
tose sobre un pañuelo,
y mientras apura detenido la espera,
pierde una lágrima al frío

Murmura - jodido invierno-
respondo - ya falta poco-

Sonreímos incrédulos al calor, ese ausente eterno,
mientras se acerca a lo lejos el otro urbano: Errota

- Mire, ya llega el suyo- apunto incorporado.
- No- responde -Me quedo. Este no es el mío.
- Pero no pasa ningún otro en esta línea...
- No te preocupes muchacho- añade acostumbrado
- Yo sólo espero la hora de comer.

miércoles, enero 09, 2008

Llevo lloviendo tanta lluvia gris....

Le he comprado el paraguas al primer chino sonriente.
Digo chino por la cara asiática. Y por estar en Chinatown, claro.
He comido sushi de colorines mientras escampaba. Y no escampa.
Lleva lloviendo. Lleva lloviendo. Lleva lloviendo. Y son más de tres días.

Me dice un argentino que he conocido en un pub Irlandes que Vancouver tiene el segundo Chinatown más grande de América. Y que por eso le dicen Hongkouver. A mi me ha parecido gris. Y lleva tanto lloviendo que yo más le digo Raincouver. Y el argentino también sonríe. Con acento de British Columbia.

Hongkouver o Raincouver o Tantalluviagris tiene trolebús. Yo nunca había visto tantos trolebuses. Y por dentro son como los urbanos. Y por fuera cuelgan de un hilo como para no perderse. Hay muchas líneas de acero sobre las calles. Y al cabo saltan chispas que no secan el agua. Otra trama metálica en la que los momentos sólo brillan cuando ya se apagan.

Mientras tomo earlgrey con leche en "este mismo coffe-shop a la izquierda", me urgo en el día buscando una sorpresa. Un mendigo con un carrito de supermercado lleno de bolsas de basura y botellas vacías. Llevo ya viendo muchos. Llevo ya viendo tantos. Y son más de tres días. Nunca pensé que hubiera tantos mendigos en Canada. Que eso era cosa de USA.

- Hola señor. Qué tal día tiene usted?. No tendrá por casualidad alguna moneda suelta?
- No? No se preocupe señor. Lamento haberle molestado. Que disfrute del día, señor.

Cuando le pregunto a Julia Kim por qué se disculpan tanto los mendigos en su ciudad, sonrie y me dice que está prohibido mendigar. Que temen que les pongan multa.