lunes, octubre 09, 2006

Rapapolvo

¡¡Ala!!!
Ya le han crecido arañitas mofonas.
Y han tejido sus esqueletos de sonrisas en las esquinas.
Cada cuadrito de seda encierra un segundo vacío,
cada capullo atrapado quizá varias horas de espera.

Ya se acumulan montoncitos de polvo, la caspa del tiempo,
en la cabeza de las letras.
Hay un corta-pichas reptando entre ideas viejas,
y gusanos de seda mariposeando por la sexta reencarnación,
borrachitos de licor de morera.

Esta cabecita crealugares deshabitados
se merece un rapapolvo.
Y he empezando a poner de mi parte.

Ayer visité a Severino.
Es el señor antiguo que siempre encontró remedio a los desmelenes de mi padre, y mucho antes a los de mi abuelo. Ninguno de los dos tenía ni un pelo de tonto. Para eso estaban Severino y sus sólidas razones de doble filo.
Trabajo fino.

Ayer llegué:
- ¡Hombre! ¡Cuánto tiempo! Vaya horitas de venir a verme. ¿Qué, que hacemos? - Severino sonriente
- Severino, ¡RAPA!- Yo monosilábico y severo

Ahora que aunque tardón tengo la mitad del trabajo hecho.....
¿Alguien que me quiera echar un POLVO?

4 comentarios:

mad dijo...

Ácrata eres, leche.
Si no cumples con tus deberes conyugales, no sé si bastará con la rapa de la bestia, liante.
(Sigues con medio beso, que lo sepas)

vitore dijo...

La vez que más me han rapado fue en el pueblo de mi madre (Beasain, Gipuzkoa) allá por el año 1966. Tenía yo 10 añitos y el Severino de allí hizo desaparecer en un santiamén mi flequillo tipo Paul Mc Cartney. De polvos uno no sabía casi nada en aquellos remotos años.

Muxu!

bandida dijo...

¿un mes y nadie se ha ofrecido? espero que no tengas que depender de tus comentaristas ;))

MH dijo...

Jo...la Mad te tiene a medio beso, pero veo que llega Bandida al rescate como el séptimo de caballería...
:D

Venga, chavalote, no será nada. ¿No preferirías una "filípica"? ¿O un barriobajero chorreo? ¿O una altisonante bronca?
No, claro, ya imagino que no.